Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de noviembre 10, 2014

PIÉLAGO

Fue en la costa este donde irrumpí en llanto al primer hálito de vida. Aquel despertar en un pueblo del interior, de huertos y matorrales, representó la frontera difusa que separaba el campo del mar. Pero siempre seguí tus pasos.
Porque fuiste tú, un Mediterráneo ambivalente, quien hechizó mis oídos al hacerme escuchar el canto de las sirenas surgidas de los cuentos que me narraba mi madre los domingos de playa. Y donde suspiré cándidamente por el primer amor adolescente en la noche de San Juan. 
Acudí a tí sistemáticamente, casi sin entender el por qué, pues la razón no actuaba. Pero allí estabas siempre, esperándome... Aquello que sentí tantas y tantas veces, ha perdurado indefinidamente en mi conciencia levantina. Con la Albufera de fondo, he admirado tu presencia bajo todos los estados del alma, observado tu contorno y formas, alimentado mi espíritu contigo y saciado mi curiosidad. Te he cantado cuando estaba alegre, he jugado con tus conchas, pintado en óleo para eternizarte y llorad…

Mi otro Blog